you're reading...
Literatura

Enciclopedias: crónica de una muerte en volúmenes

 

Desde la ventana de la oficina en que trabajo, puedo ver la fachada del edificio que constituye la sede mundial de Encyclopedia Britannica.

Edificio de Britannica en Chicago

Esta semana, Britannica anunció la desaparición de la edición impresa de la mítica enciclopedia, 244 años después de su primera edición.

Hay quien interpreta esto como la muerte de la enciclopedia en su totalidad. No es así, ya que Britannica mantendrá su versión en línea (de pago, aunque algunos contenidos son gratuitos).

La empresa razonó que seguir editando los bellos y pesados volúmenes era más costoso, y menos redituable, que hacerlo en versión digital. Les salía más caro el caldo que las albóndigas, que decía mi abuela.

Y por supuesto, está ese monstruo llamado Wikipedia, que es gratuito y proporciona información inmediata sobre una cantidad creciente de temas. Aún si sus fuentes no están del todo verificadas, aún si no hay controles claros que distingan lo académico de lo anecdótico, lo factual de lo casual.

Yo, tal vez como usted, crecí con una enciclopedia en casa. En mi caso, la Enciclopedia Barsa, que era una versión autorizada en español de Britannica, y que publicaba Planeta. Admito haberla leído de cabo a rabo. Admito haberme fusilado con (Ala)triste disciplina muchos de sus contenidos para sacar un “10” (después fueron “A’s”) en trabajos de anatomía, biología, química, o historia en secundaria y prepa.

Admito que aprendí, que llené mi cabeza de esos inútiles pero hermosos conceptos enciclopédicos, tales como la capital del Alto Volta (cuando había Alto Volta), el ciclo vital del ADN, o la historia de la aviación (hasta 1973, que creo que era la fecha de impresión de esos tomos). Por horas y horas, hurgué los mapas, tracé líneas invisibles entre países y capitales, escudriñé el nombre de cada minúscula isla del Pacífico.

Esa enciclopedia estará para siempre entre los mejores libros que mi madre y mi abuela me regalaron. Y me regalaron muchos.

Hoy mi hija domina el mundo de Wikipedia, Google y otros sitios donde el conocimiento es inmediato, compacto. Se mueve entre conceptos y materias con una velocidad pasmosa. Al final, creo que anda los mismos caminos que yo anduve, si bien yo lo hice a pie y ella lo hace a velocidad de banda ancha.

Desde que la humanidad generó formas de expresión cultural, desde que la humanidad encontró en el lenguaje su razón de ser (según dice Heidegger), hemos tenido la necesidad de compendiar el conocimiento. Tal vez porque entendemos la naturaleza pasajera de nuestros pensamientos, la fragilidad de la memoria, nuestra irresistible tentación por alterar los hechos.

A través del logos creamos, pero tendemos a olvidar tras haber creado. De ahí que necesitamos repasar, recapitular. La enciclopedia es la extensión de la memoria: su cristalización en el tiempo.

Por supuesto, solemos confundir lo compendiado con el conocimiento absoluto. Creemos que el conocimiento ya capturado y catalogado, se vuelve inamovible. Contra esa tendencia, se crearon tanto la Encyclopaedia Britannica, como la Enciclopedia que Diderot y otros idearon en tiempos de la Ilustración francesa: compendiar, para transmitir. Compendiar, para educar.

A la Britannica no la mató Wikipedia. El autor material del crimen es, por supuesto, la economía. Britannica ya no gana dinero imprimiendo y vendiendo enciclopedias. La generación de dinero se ha ido a Internet, y ahí es donde tratará de competir con Wikipedia, teniendo por oferta principal su mejor oferta gráfica y la certeza de que sus contenidos están verificados académicamente, y la gran desventaja de cobrar por el acceso y, mucho más grave, la indiferencia del público en general ante la verificación académica del conocimiento.

¿Quién es el autor intelectual del crimen? En mi opinión: una cultura globalizadora que se preocupa más por la inmediatez de la información que por su verificación; esa cultura prefiere que el conocimiento esté segmentado, y no compendiado. Es decir: que si quieres saber sobre tomates, la información disponible en Internet te conecte única y exclusivamente a los tomates, para que no pierdas tiempo con cosas secundarias o irrelevantes, como el origen de la palabra “tomate”. El nicho, que es un concepto económico, es ya un paradigma cultural. Esa cultura quiere que encuentres lo que buscas en un segundo, y no pierdas tu valiosísimo tiempo encontrando Vanuatu en un mapa, o buscando la capital del Alto Volta.

Pero también, en este día en que hace 50 años nació Mafalda, y en que hace 75 murió H. P. Lovecraft, la Britannica es otro pedacito del siglo XX que se nos deshace en las manos.

Desde la ventana de la oficina en que trabajo, puedo ver otro gajo de mi historia que se come el tiempo.

 

Encylopedia Britannica no se imprimira mas.

Anuncios

Acerca de gerardo1313

Escritor y periodista mexicano. Reside en Chicago. Autor del libro de relatos A veces llovia en Chicago (Ediciones Vocesueltas/Libros Magenta, 2011, ganador del Premio Interamericano Carlos Montemayor 2013), la obra de teatro Blind Spot (Ganadora del Primer Premio Hispano de Dramaturgia de Chicago, 2014, y del Premio Nacional Repertorio Español, 2016, publicada por Literal Publishers en la coleccion (dis) locados, los poemarios En el pais del silencio (2015, Ediciones Oblicuas; y Silencio del tiempo, 2016, Abismos editorial) y la antología Diáspora: Narrativa breve en español de los Estados Unidos, de la que es coordinador y que fue publicada por Vaso Roto Editores en 2017. Ex director editorial de la revista contratiempo.

Comentarios

Un comentario en “Enciclopedias: crónica de una muerte en volúmenes

  1. Me acuerdo que en mi casa teniamos Viernes cultural. My Papi nos hacia tomar un tomo de la Britanica y compartir un dato con la familia. Pago la enciclopedia a plazos y queria que la usaramos. Lindas memorias.

    Publicado por Lidia | marzo 19, 2012, 6:32 AM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Archivos

Enter your email address to subscribe to this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 656 seguidores

Gerry’s Tweets

marzo 2012
L M X J V S D
« Feb   Abr »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Share This Blog

Bookmark and Share
A %d blogueros les gusta esto: