you're reading...
Futbol

El amargo sabor de la cerveza

Van a disculparme que me ponga futbolero, y es que aún sangro por la herida. Tengo la doble nacionalidad, y por ello un amigo me preguntó no hace mucho si alguna vez me emocionaría con la selección de Estados Unidos como lo hago con la de México. No.

Hay cosas que se llevan en las tripas, en el DNA. Eso no quiere decir que no aprecie la profunda transformación que ha vivido la selección USA. También puedo decir que me gusta cómo juegan, su espíritu combativo, la calidad de sus individualidades, el trabajo del seleccionador.

De ahí a ponerme la camiseta y gritar cuando metan un gol…hay un golfo más grande que el de México de por medio.

En 1999, recién llegado a Chicago y trabajando como corresponsal de un medio mexicano, acudí al estadio Soldier Field a cubrir un partido del Chicago Fire. Conversando con un par de colegas les aventé mi teoría de que en el siguiente cuarto de siglo, Estados Unidos ganaría un Mundial. No recuerdo cuál de los se rio por más tiempo. En mi defensa, me quedan 2014, 2018, 2022 y, si quieren, 2026 para ver mi teoría comprobada.

Dudo que en el mismo periodo México gane un Mundial o llegue a una final. No es derrotismo, ni pesimismo. La reciente, vergonzosa, deplorable actuación del Tri en la eliminatoria de CONCACAF, su absurda situación de tener que ganarle a Nueva Zelanda para avanzar al Mundial, es síntoma de una enfermedad grave que afecta al fútbol mexicano desde hace años y que nadie quiere curar.

No eximo a los jugadores, ni a los técnicos que ha tenido el Tri en esta fase (¡tres en dos meses!). Pero el problema es estructural. El problema es la corrupción corporativa que ha hecho del fútbol mexicano un mero producto comercial, en manos de televisoras y anunciantes, y que tiene a jugadores y clubes sumidos en un sistema de mediocridad pero que, comercialmente, es muy rentable.

Vucetich: nada que hacer

Vucetich: nada que hacer

Y vuelvo al tema de Estados Unidos. Excepto partidos oficiales, el Tri juega sus partidos en Estados Unidos. ¿Por qué? No porque a la Federación y a las televisoras les importen los sentimientos de 30 millones de mexicanos y descendientes de mexicanos, sino porque esos 30 millones son consumidores: compran cervezas, camisetas, seguros de automóvil y desodorantes, los mismos productos que venden los anunciantes cuyo multimillonario apoyo permite que el Tri juegue en Estados Unidos.

Esto es un negocio, y no sólo para Televisa y Televisión Azteca. Es un negocio para Univisión y Telemundo. Y televisoras y anunciantes harán lo que haga falta para que México venza a Nueva Zelanda y se clasifique al Mundial. En el Mundial, dará lo mismo si México no pasa de la fase de grupos, o cae, como casi siempre, en octavos o cuartos. Porque las cervezas ya estarán vendidas. Y la mediocridad y corrupción del sistema persistirá.

Tal vez sea bueno para el fútbol mexicano que Nueva Zelanda gane. Pero no basta con una sacudida. Algunas cabezas caerían, pero la entraña no cambia porque el negocio está ahí: público cautivo, manipulación de los sentimientos nacionales y nacionalistas, fabricación de ídolos (¡qué daño le han hecho al Chicharito Hernández, un chamaco que prometía mejores cosas!).

Chicharito: impotente

Chicharito: impotente

Pero, sin el punto de referencia de México en el Mundial quizás este público méxico-americano en el cual me incluyo, vea con un poco más de interés al seleccionado de Estados Unidos y entienda que sí hay un equipo, que juega bien y que los tiene bien puestos y que tal vez, algún día, tenga opciones reales de ganarlo todo.

Entretanto, disfrute su cerveza.

Anuncios

Acerca de gerardo1313

Escritor y periodista mexicano. Reside en Chicago. Autor del libro de relatos A veces llovia en Chicago (Ediciones Vocesueltas/Libros Magenta, 2011, ganador del Premio Interamericano Carlos Montemayor 2013), la obra de teatro Blind Spot (Ganadora del Primer Premio Hispano de Dramaturgia de Chicago, 2014, y del Premio Nacional Repertorio Español, 2016, publicada por Literal Publishers en la coleccion (dis) locados, los poemarios En el pais del silencio (2015, Ediciones Oblicuas; y Silencio del tiempo, 2016, Abismos editorial) y la antología Diáspora: Narrativa breve en español de los Estados Unidos, de la que es coordinador y que fue publicada por Vaso Roto Editores en 2017. Ex director editorial de la revista contratiempo.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Archivos

Enter your email address to subscribe to this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 654 seguidores

Gerry’s Tweets

octubre 2013
L M X J V S D
« Sep   Nov »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

Share This Blog

Bookmark and Share
A %d blogueros les gusta esto: