you're reading...
Religion

¿Cuántos Papas caben en un Fiat?

Ahora que ya el buen Bergoglio dejó las tierras americanas y volvió a los palazzos, las intrigas cardenalicias y el gelato de cioccolato all’arancia es momento para sentarse con calma y reflexionar un poco más a fondo sobre su visita a Cuba y Estados Unidos, sus discursos en la Casa Blanca, el Congreso y la ONU, y en general sobre toda esta nueva dinámica papal que parece haber tomado al mundo por asalto.

Para eso, hay que volver a Stalin. En tiempos de la Segunda Guerra, Stalin preguntó “¿y cuántas divisiones tiene el Papa?”, y el mundo se lo tomó a mal, como otro gesto de patanería del burdo campesino georgiano que nunca dejó de ser. Error. Como jefe de Estado, Stalin entendía que el Papa de sus tiempos – Pio XII – era igualmente jefe de Estado y como tal mandaba divisiones, fuesen estas blindadas o de feligreses.

Generated by  IJG JPEG Library

Generated by IJG JPEG Library

El mundo ha recibido a Bergoglio como una especie de nuevo Gandhi, de nuevo Martin Luther King, de nuevo Mandela. Cierto, por una parte hay una gran necesidad de líderes y de causas; pero también es cierto que, por el otro, hay sofisticados aparatos de marketing que saben manejar el mensaje y la imagen, que saben manipular las expectativas de las masas.

Y la imagen de Bergoglio es la que embona en este tipo de mercado. El Papa que habla suave para transmitir mensajes de paz. El que llega a eventos en Fiat. El que besa niños y aboga por los inmigrantes. Es un fuerte contraste con la rudeza ideológica de su predecesor alemán, y es un interesante contraste de imagen con la de Juan Pablo II cuyo carisma iba siempre de la mano de su intratable doctrinarismo.

Aclaro: no tengo inquina personal contra Bergoglio ni mucho menos. Me es mucho más simpático que el feroz Ratzinger o el megalómano Wojtyla. Pero como sus dos antecesores, Bergoglio, insisto, es un jefe de Estado y tiene una agenda geopolítica.

En el Congreso

En el Congreso

Subrayo geo. El Papa es un jefe de Estado cuyo poder se compara al de las grandes potencias. No hay en las otras dos religiones monoteístas un líder de esa magnitud ni con esa influencia y capacidad de movilización.

Recordemos que Wojtyla formó una alianza estratégica con Reagan y Thatcher para oponerse a la URSS y luego revendió esa agenda de forma populista en América Latina, Asia y África.

¿Cuál es la agenda de Bergoglio? Ciertamente, no es la misma que la de Wojtyla (Ratzinger fue una mera continuación de la agenda del Papa polaco); pero aún no terminamos de verla.

Ya sabemos algo: Bergoglio viaja a Estados Unidos el año previo a elecciones presidenciales; viaja a Cuba en momentos de compleja y acelerada transición. Habla en la ONU en momentos en que Rusia flexiona su músculo militar y opera con tropas en Siria, punto de partida de una crisis mundial de refugiados.

Al tiempo que hace esto, Bergoglio soslaya asuntos pendientes y urgentes de la Iglesia Católica, incluyendo el liderazgo de las mujeres, el castigo a los sacerdotes pedófilos, la reforma sacramental que permita el matrimonio de parejas del mismo sexo, etcétera.

Mientras el Papa captura la atención de los medios en sus giras, el aparato publicitario vende la idea de que ya todo está arreglado con las oscuras operaciones y la trama de lavado de dinero de la banca vaticana.

Y, casi en secreto, aunque a final de cuentas el tema salió a la luz, Bergoglio recibe en Estados Unidos y da audiencia a Kim Davis, la secretaria de un oscuro condado en Tennessee que ha ganado notoriedad nacional por negarse a emitir licencias de matrimonio a parejas del mismo sexo. El Vaticano ha quedado como tonto al quererle ver la cara de tontos a todos afirmando cosas como que no podía confirmar ni desmentir que tal encuentro hubiese ocurrido.

En Cuba

En Cuba

Hay mucho que no sabemos de Bergoglio, hay una agenda geopolítica que apenas empieza a revelarse y que viene encubierta de oropel y grandilocuencia. Hay mucho ruido y no vemos las nueces.

No olvidemos que Bergoglio es un jefe de Estado que manda sobre muchas divisiones. No olvidemos la frase aquella de El mago de Oz: “No presten atención al hombre detrás de la cortina”.

 

Acerca de gerardo1313

Escritor, periodista, comunicador y comentarista mexicano. Reside en Chicago. Autor del libro de relatos A veces llovia en Chicago (Ediciones Vocesueltas/Libros Magenta, 2011, ganador del Premio Interamericano Carlos Montemayor 2013), la obra de teatro Blind Spot (Ganadora del Primer Premio Hispano de Dramaturgia de Chicago, 2014, publicada por Literal Publishers en la coleccion (dis) locados, y el poemario En el pais del silencio (publicado en 2015 por Ediciones Oblicuas, Barcelona). Director editorial de la revista contratiempo (http://contratiempo.net)

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Archivos

Enter your email address to subscribe to this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 619 seguidores

Gerry’s Tweets

octubre 2015
L M X J V S D
« Sep   Nov »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Share This Blog

Bookmark and Share
A %d blogueros les gusta esto: