you're reading...
Uncategorized

Romeo y Julieta viven en Chicago

…hablo de sueños, que son los hijos de una mente ociosa,

engendrados de vanas fantasías,

de sustancia tan fina como el aire,

más voluble que el viento,

que tan pronto corteja el seno del helado norte, como,

enfadado, vuela a soplar lejos

y va hacia el sur cargado de rocío.

 

Romeo y Julieta, William Shakespeare,

Monólogo de Mercucio, Acto I, Escena IV

 

El teatro es un acto sagrado, escribió Elena Garro hace tiempo. En la transformación del actor en su máscara, y de las tablas del escenario en ciudades y bosques, hay la misma magia, misterio y liturgia que en la transubstanciación de pan y vino en cuerpo y sangre de una antigua divinidad. En ese acto opera tanto la convicción de los oficiantes, como la fe de los creyentes, que es decir la destreza de los actores y la fe del público.

Como en el acto religioso, las letras juegan el papel de ancla: en el teatro, es el libreto; en el templo, las Escrituras.

Durante 20 noches, en el Teatro Aguijón del norte de Chicago, oficiamos esa ceremonia sacra que se llama Romeo y Julieta y que William Shakespeare publicó en 1599.

Crear esos sueños, hijos de una mente ociosa, que se pasean por el escenario es fruto de un trabajo constante. Sándor Menéndez, quien dirigió la obra, y yo, quien escribió la adaptación, pasamos tiempo buscando la traducción más apropiada para el proyecto, y luego armando una estructura apta para un espacio reducido en el Chicago del siglo XXI y un reparto mucho menos numeroso que el que Shakespeare ideó a fines del siglo XVI.

El reparto fue integrándose poco a poco; y Augusto Yanacópoulos fue diseñando  el escenario. La propuesta era novedosa: un escenario casi desnudo integrado por un tablado, una cortina y dibujos que daban una sensación de profundidad. La idea: que el peso de la escenificación, que la esencia del sueño, que el ritual descansase en los hombros de actores apoyados únicamente por luces, sombras, ángulos y música. Romeo y Julieta vistieron como adolescentes del siglo XXI y el resto de los actores vistieron una neutra combinación de blanco y negro, con algún mínimo detalle identificativo: la cruz de Fray Lorenzo, el tocado de la Nodriza, la bufanda de Montesco, el reloj del conde Paris. En el norte de Chicago, un pedazo de Verona.

En el mundo exterior, pasaron muchas cosas: Estados Unidos votó de manera sorpresiva por un megalómano; Leonard Cohen murió, y esto es significativo porque su Hallelujah fue una de las piezas musicales centrales de la obra, junto con piezas de Rosana, Shakira, Juan Luis Guerra, Carl Orff, Kansas, Queen, Rolando Laserie, Chavela Vargas y muchos más.

En un mundo cambiante, agresivo, desesperanzado, el teatro abre esa posibilidad de soñar que no es necesariamente escapista sino que produce esperanza. Dando vida, encarnando a esos personajes, celebrando ese ritual, enviamos un mensaje que el mundo siempre puede ser distinto a lo que los titulares de la prensa nos trae. Armonía, en un mundo azotado por el ruido.

La noche del 19 de diciembre, Romeo, Julieta, Lady Capuleto, Montesco, Fray Lorenzo, la Nodriza, Paris, Teobaldo, la Ley, Benvolio y Mercucio volvieron a su sueño de genios dentro de las páginas de Shakespeare, y los actores dejaron dormir las máscaras y volvieron a sus rutinas. En el escenario, quedan para siempre las improntas de sus voces, sus pasos, sus movimientos.

Desde aquí, un abrazo fuerte a quienes caminaron la escena conmigo: Clara Navarro de Mora Granados (Julieta) y Víctor Salinas (Romeo), Rosario Vargas (Lady Capuleto) y Augusto Yanacópoulos (Montesco), Andrea Ojeda (La Ley) y Ana Santos (La Nodriza), Ramón Smith (Conde Paris) y Carlos García Servín (Teobaldo), Oswaldo Calderón (Mercucio) y Marcopolo Soto (Benvolio); a Sándor, por dirigir la locura para que pareciese cuerda y, al mismo tiempo, comunicase la fantasía del ritual; a Andrea, que además de su papel coordinó el trabajo escénico para apuntar errores y aciertos, corregir tropezones, garantizar puntualidades, y vigilar que la utilería estuviese lista para la pronta mano de la máscara; al gran apoyo técnico de Marcela Muñoz, Isabella, Mike, Stefani y Melissa, que se aseguraron que luces y música acompañaran perfectamente el trabajo actoral, y muchos otros que ayudaron hasta con taquilla como Leah y Oliver, y si alguno faltó mencionar, que me disculpe y que me avisen.

“Los teatros son curiosos lugares, cajas llenas de trucos de magos donde las doradas memorias de triunfos dramáticos persisten cual fantasmas nostálgicos, y donde lo inexplicable, lo fantástico, lo trágico, lo cómico y el absurdo son hechos rutinarios dentro y fuera de escena. Asesinatos, caos, intriga política, lucrativos negocios, planes secretos y, por supuesto, comida”, Elizabeth Ann Bucchianieri.

Romeo y Julieta, casados por Fray Lorenzo.  Foto: Carlos Garcia Servin

Romeo y Julieta, casados por Fray Lorenzo. Foto: Carlos Garcia Servin

Anuncios

Acerca de gerardo1313

Escritor y periodista mexicano. Reside en Chicago. Autor del libro de relatos A veces llovia en Chicago (Ediciones Vocesueltas/Libros Magenta, 2011, ganador del Premio Interamericano Carlos Montemayor 2013), la obra de teatro Blind Spot (Ganadora del Primer Premio Hispano de Dramaturgia de Chicago, 2014, y del Premio Nacional Repertorio Español, 2016, publicada por Literal Publishers en la coleccion (dis) locados, los poemarios En el pais del silencio (2015, Ediciones Oblicuas; y Silencio del tiempo, 2016, Abismos editorial) y la antología Diáspora: Narrativa breve en español de los Estados Unidos, de la que es coordinador y que fue publicada por Vaso Roto Editores en 2017. Ex director editorial de la revista contratiempo.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Archivos

Enter your email address to subscribe to this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 656 seguidores

Gerry’s Tweets

diciembre 2016
L M X J V S D
« Nov   Ene »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Share This Blog

Bookmark and Share
A %d blogueros les gusta esto: