you're reading...
Poesia

Nicanor Parra, y la poética de la crisis

Todo esto porque sí,/porque produce vértigo (Nicanor Parra, “Los vicios del mundo moderno”)

En tiempos de crisis hay que recurrir a los poetas – como quizás en la más remota antigüedad se acudía a los profetas. Después de todo, no hay mucha diferencia entre unos y otros, apenas un par de letras.

Un poco por casualidad, me topé con el poema “Los vicios del mundo moderno” de Nicanor Parra, que forma parte de la excelente “Antología de la poesía hispanoamericana actual” (México, Siglo XXI, 1987), recopilada por Julio Ortega.

Parra (Santiago, 1914 y recientemente galardonado con el Premio Cervantes) escribió “Los vicios del mundo moderno” a fines de la década de 1960. Se publicó dentro Obra gruesa (Santiago, Editorial Universitaria, 1969). Lo escribió en un mundo sumido en la Guerra Fría, en la guerra de Vietnam, en los conflictos del Medio Oriente; el mundo de las luchas revolucionarias en América Latina y de las dictaduras militares; el mundo de la matanza de 1968 en Tlatelolco, de las manifestaciones de París, de la primavera de Praga.

Un mundo cuyas crisis prefiguraban las actuales: las de la rapacidad financiera; las de la recesión que puso de rodillas a Estados Unidos y tiene contra el muro a Europa; las de la crisis ecológica, de la persecución contra los pueblos indígenas, del tráfico de seres humanos, de la narcoviolencia.

El poema es largo. No lo reproduzco aquí en su totalidad, pero en este enlace pueden leerlo completo, en este otro enlace lo pueden escuchar leído por el propio Parra. Y recomiendo que busquen libros de Parra, o al menos la antología de Julio Ortega.

Vaya como ejemplo de la visión profética de Parra esta estrofa:

Los vicios del mundo moderno:

El automóvil y el cine sonoro,

Las discriminaciones raciales,

El exterminio de los pieles rojas,

Los trucos de la alta banca,

La catástrofe de los ancianos,

El comercio clandestino de blancas realizado por sodomitas

            Internacionales,

El auto-bombo y la gula

 

Parra establece una visión de su tiempo, de su mundo. Pero es una visión que deviene profética al tiempo que poética. Veía cosas que tal vez hace 40 o 50 años no aparecían con todos sus colores en la superficie, pero que hoy vemos con claridad casi obscena.

En esa visión, Parra insiste en denunciar cosas como “los amigos personales de su excelencia” (sustituya usted a su excelencia por el presidente, rey, primer ministro, líder político, candidato o Papa de su preferencia); habla de “la crueldad sexual”, de “la confianza exagerada en sueros y vacunas,/El endiosamiento del falo,/La política internacional de piernas abiertas patrocinada/por la prensa reaccionaria,/El afán desmedido de poder y lucro,/La carrera del oro,/La fatídica danza de los dólares”. De nuevo, sustituya usted donde le plaza estos epítetos por la codicia de la industria farmacéutica, la profunda misoginia de la política y la publicidad, el entreguismo político endiosado por los juglares de la prensa, la violación colectiva contra millones de personas cometida por Wall Street y sus satélites financieros en Londres, Hong Kong, Tokio, Ciudad de México, Sao Paulo, Madrid, etcétera.

¿Le sigo?

Nos dice Parra que el mundo moderno: “Se compone de hombres ruiseñores que controlan la vida/económica de los países/Mediante mecanismos fáciles de explicar;/Ellos visten generalmente de negro como los precursores del otoño/Y se alimentan de raíces y hierbas silvestres./Entretanto los sabios, comidos por las ratas,/Se pudren en los sótanos de las catedrales,/Y las almas nobles son perseguidas implacablemente por la policía./El mundo moderno es una gran cloaca……

Mejor ni le sigo. Mejor léanlo, piénselo, medítenlo. Observen su entorno, reflexiónenlo, compártanlo.

Colofón de Pilsen: leo en el muro del artista méxico-americano de Pilsen (barrio de Chicago), Robert Valadez, esta reflexión: “Que Enrique Peña Nieto se parece a Bush porque es un idiota y la única razón por la que busca la presencia es porque pertenece a un poderosa familia”.

Ajá.

Yo, mejor, hago como Parra: “Cultivo un piojo en mi corbata/Y sonrío a los imbéciles que bajan de los árboles”.

Parra: poeta/profeta

 

 

Acerca de gerardo1313

Escritor, periodista, comunicador y comentarista mexicano. Reside en Chicago. Autor del libro de relatos A veces llovia en Chicago (Ediciones Vocesueltas/Libros Magenta, 2011, ganador del Premio Interamericano Carlos Montemayor 2013), la obra de teatro Blind Spot (Ganadora del Primer Premio Hispano de Dramaturgia de Chicago, 2014, publicada por Literal Publishers en la coleccion (dis) locados, y el poemario En el pais del silencio (publicado en 2015 por Ediciones Oblicuas, Barcelona). Director editorial de la revista contratiempo (http://contratiempo.net)

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Archivos

Enter your email address to subscribe to this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 619 seguidores

Gerry’s Tweets

enero 2012
L M X J V S D
« Dic   Feb »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Share This Blog

Bookmark and Share
A %d blogueros les gusta esto: